Home / Bienestar / Empieza hoy mismo a frotar tu cara con ESTOS DOS PRODUCTOS. Te quedarás sin palabras de los resultados

Empieza hoy mismo a frotar tu cara con ESTOS DOS PRODUCTOS. Te quedarás sin palabras de los resultados

¿A quién no le ha pasado, levantarse un día por la mañana, mirarse en el espejo y encontrarse con estos indeseados visitantes? Los puntos negros pueden convertirse en una pesadilla, sobre todo si somos propensos a tenerlos. La gente se cree que los puntos negros son sólo un problema de adolescentes, pero no es así. Algunos cutis maduros también los padecen. Las pieles grasas los sufren aún más cuando viene el verano, por lo que la prevención y una correcta limpieza son fundamentales para evitarlos y para eliminar los que ya aparecieron.

Ingredientes:

Un limón cortado por la mitad
Agua caliente
Un paño para la cara
Un poco de sal

Nunca tendrás que comprar tiras de poros de nuevo. Este remedio no sólo elimina los puntos negros, sino que también le da a tu rostro un aspecto brillante y fresco. Puedes repetir este proceso, pero sólo después de un periodo de tiempo, digamos después de 2 semanas. ¡Disfruta!

Paso 1

Para empezar, debes humedecer tu cutis, para esto agarra una toalla para la cara (es muy importante tener la toalla que sólo sirva para limpiarte la cara, dado que a traves de las toallas se transmiten las bacterias) y mójala con agua caliente. Luego, con un paño húmedo, date por la cara para abrir los poros un poco. Esto ayuda a que el exfoliante limpie mejor. Ahora, agarra una mitad del limón y exprímela para extraer todo el jugo de ella.

A continuación, espolvorea aproximadamente 1 cucharada de sal encima del limón. Luego, agarra la otra mitad del limón y exprime su jugo en la primera mitad.

Paso 2

Ahora, empieza a aplicar el exfoliante de limón y sal en la cara, sobre todo en las zonas más afectadas, como la nariz, la barbilla y la frente, de manera circular. Evita la zona de los ojos.

Nota: Se puede usar el jugo de limón en lugar de limones frescos. En lugar de sal, puedes utilizar azúcar granulado blanco o marrón. Evita el uso de este método todos los días, porque puede causar irritación.

A continuación, os mostraremos 3 métodos que seguramente te encantarán, puesto que son muy fáciles y los productos los puedes encontrar en casa.

Paso 3

Para terminar, con la ayuda del paño caliente y húmedo, quita los restos de exfoliante de tu rostro. ¡Y ya está! Ahora ya estás lista para cualquier cosa. ¡Este exfoliante natural es perfecto

Fuente:trucos

Loading...
Close